Probamos ¡y bien probado! el renovado Bibeta de Advance. La sexta generación de Bibeta pesa solo 6,9 Kg y es el primer parapente biplaza moderno de tres bandas. Cuenta con un nuevo tipo de líneas sin funda ultra-resistentes, con una reducción del 16% en suspentaje total comparado con el Bibeta 5, lo que le permite ofrecer un notable plus en planeo especialmente en el rango alto de velocidades.
Lo volamos hasta en 20 ocasiones abarcando todo el rango de pesos desde los 120 a 225 y comprobamos que es uno de los biplazas más deportivos y deslumbrantes del momento. Posiblemente el tandem con mas rendimiento, yo mismo no dudaría ni un instante en elegirlo para mis vuelos más deportivos.
A continuación voy a describir cuales fueron mis impresiones tras volar el Bibeta 6.

Advance Bibeta 6, detalle del trimmer.

Unboxing “premium”
Cada vez que abrimos una caja con un parapente de Advance se nos queda la risa tonta. De verdad, pocos fabricantes saben ofrecer detalles sencillos e inteligentes con el toque de exclusividad y lujo que puedes encontrar en los productos de fabricante helvético.
Entre otros detalles podemos apreciar, en primer lugar, las elaboradas bandas, estrechas y en un material exclusivo empleado por Advance, con un trimmer que corre suavemente y se ajusta con facilidad.

Refuerzo interior en el loop de anclaje al maillon.

El suspentaje es mixto y está muy optimizado, de las bandas salen 3, 4 y 3 líneas. Todas sin funda en Aramida y Dynema, cuentan con refuerzo tanto interior como exterior en el loop de unión con el Maillon, además vienen diferenciadas por color y la banda cuenta con un “trincadriza” para dejar fijadas las orejas. La línea de freno discurre por una anilla cerámica de baja fricción. Los  puños son blandos y vienen con el nuevo clip magnético de Advance, además al igual que la mochila, los puños se pueden pedir en varias tallas.

Inflado ligero y deportivo, Advance Bibeta 6

Ligera y deportiva tanto para inflar como para despegar
Hice un par de vuelos en condiciones suaves con despegues de frente pero, en general, la estuve volando en condiciones térmicas, con brisa de moderada a fuerte, y en alguna ocasión muy fuerte.
El Bibeta 6 sube de forma progresiva, uniforme. Obedece al mínimo gesto del piloto, lo que la hace muy manejable y  muy fácil de gestionar en general.

Suave gestión del inflado con el Advance Bibeta 6

Es asequible a la mayoría de pilotos, pero cuando el viento entra fuerte y está racheado, su espíritu deportivo se deja notar y conviene actuar con delicadeza y tacto para evitar que la vela suba de golpe y nos pegue un tirón que nos saque a volar antes de la cuenta.
Normalmente el inflado será gradual y una vez que la vela se posicione sobre la cabeza del piloto notaremos una sustentación poderosa que nos permitirá despegar en un espacio muy corto. El Bibeta 6 no se menea ni pendulea, va recto y solamente pide atención con la presión que ejercemos al tirar de las bandas.

Avance Bibeta 6, pilotaje con sensación de monoplaza.

Sensaciones en vuelo.
El Bibeta viene en dos tallas: 38 y 41 m2; nosotros volamos el grande – que en cierto modo aun nos pareció pequeño pues generalmente suelo contar con 1 o 2 m2 de más. Volar este tándem relativamente pequeño ejerció sobre mí cierto efecto psicológico. Sentía que me costaba subir. Me explico, en el primer vuelo no sentí todo su rendimiento, volé el Bibeta 6 con el estilo que suelo emplear al volar biplazas yendo ligero de frenos y con velocidad a la hora de girar. Posteriormente y a medida que me fui haciendo con este biplaza comprobé que tenía que cambiar el chip, el sexto Bibeta tiene tacto de monoplaza y pide ser pilotado como tal. Para exprimir todo su potencial necesita un pilotaje rico en matices, hay que aprovechar todo su abanico de velocidades, y es entonces cuando el rendimiento aparece: fresco, explosivo y deslumbrante. Un rendimiento que destaca en el mundo de los biplazas.

El Bibeta 6 ofrece un pilotaje reactivo y deportivo

Girando suave o dinámico
Para conseguir el mejor rendimiento a la hora de subir tenemos que jugar con el rango de velocidades. Si la térmica es amplia y suave nos pondremos en modo “flotón”, pronto encontraremos que su mejor tasa de caída viene cuando la llevamos “calzada”. Si la térmica es potente y el núcleo estrecho, podremos volar con velocidad aprovechando los penduleos y las trepadas para mantenernos en la mejor zona de la térmica.

El Bibeta 6 se distingue en el universo de los biplazas homologados EN B

Planeo y velocidad. El trimmer funciona en positivo, calzado a tope esta en neutro, si queremos hacer ladera o navegar en plan floton tendremos que llevarla frenada. Al soltar el trimmer iremos ganando  velocidad. En la primera mitad mantendremos un planeo estupendo, perfecto para navegar en tramos sin viento o poco viento en cara.
Cuando nos encontramos con zonas de descendencias fuertes o viento de cara podremos soltar de la mitad a todo el trimmer y obtendremos una mejora notable en el rendimiento.

Para conseguir los mejores wingovers se requiere tacto y coordinación para conseguir el tiempo correcto y mantener toda la presión durante las maniobras.

Maniobras y pilotaje freestyle
Las orejas son duras de meter y de mantener, pero se mantienen estables y en su sitio gracias al trinca driza, son una buena opción si se nos marea el pasajero. Pero si lo que queremos en bajar realmente rápido, podemos aplicarnos con una barrena. Bastará un 360º para establecernos en una buena barrena con una tasa de descenso, -8 a -10… y mucho más si lo que queremos es perder el sentido.

Las orejas se mantienen bien gracias al trinca drizas.

Si lo que queremos es divertirnos un poco, entonces lo suyo son los wingovers. Se pueden sacar buenos penduleos, pero para ser honesto este Bibeta tiene un corazón más de rendimiento que de freestyle por lo que para hacer unos wingover atractivos y juguetones hay que cogerle la mano para sacarlos bien proporcionados y con presión durante toda la secuencia. 

Aterrizaje y “flear”
El Bibeta 6 cuenta con un “flear” estupendo con buen redondeo. Sin embargo comprobé que hay que llegar  al planeo final con los “deberes” hechos, evitando correcciones de ultimo momento que te hagan perder velocidad ya que si no llevas esta ala a su máxima velocidad a la hora del flear no tendrás el mejor redondeo. Esto se nota especialmente cuando aterrizamos sin viento.

Bibeta 6, un biplaza para ofrecer grandes experiencias a los pasajeros.

En conclusión
El Bibeta 6 es, sin duda, el mas performante de los biplazas homologados EN B que haya probado hasta ahora. En cada vuelo pude comprobar que cuenta con un plus en planeo y en velocidad.
Es un tándem extraordinario con feeling de monoplaza, más parecido al EN B alto de Advance, el Iota, que a su antecesor el Bibeta 5. Aunque, eso sí, el rendimiento potencial es un poco más exigente y pide al piloto cierta adaptación. Sus prestaciones son muy interesantes, especialmente cuando queremos exprimir al máximo las condiciones o cuando estamos haciendo vuelos tandem en los que necesitas superar pasos difíciles, o donde llegar con 50m de más puede marcar la diferencia entre un vuelo sencillo o un gran vuelo.

Foto: Thomas Ulrich // Inerlaken CH

Colores
Advance propone el Bibeta en dos elegantes combinaciones: roja y blanca. Pero también puedes pedir tu biplaza customizado.

Lo más.
Es un biplaza de gran rendimiento y deportividad, posiblemente el mas top de 2017

Lo menos
Por contra, su suspentaje fino y refinados acabados no lo convierten en la mejor alternativa para trabajar en zonas áridas o despegues improvisados.

+Info: advance.ch En España: Draconexion.com