El día 13 de octubre de 2016, tres pilotos brasileños volvían a asombrar al mundo del vuelo al aplastar el récord del mundo de distancia en parapente recorriendo 564,3 km en el nordeste del país, 50 km más que el anterior récord conseguido en 2015 por uno de ellos, Donizete Lemos, junto a otros dos pilotos. La nueva marca lograda por Lemos, Samuel Nascimento y Rafel Saladini, acerca la posibilidad de llegar a los 600 km con nuestros planeadores de tela. Pero batir un récord así es una hazaña que requiere de planificación, estudio de las condiciones, entrenamiento y mucha constancia, además de talento como pilotos. Así nos lo cuenta el que es ya uno de los protagonistas de la historia del parapente mundial, Donizete Lemos:

“Mi equipo formado por Marcelo Prieto, Samuel Nascimento, Frank Brown, Rafael Saladini y yo estamos en constante búsqueda de aumentar la marca del récord mundial de parapente. En el 2014 despegué de Tacima, Paraíba (Brasil) para hacer 478 km, récord de América del sur, este vuelo realizado en parte con Samuel Nascimento acabó por generar la sensación de que sería posible volar por encima de 500 km en el Sertao brasileño. Ya en 2015 el equipo completo hizo algunos intentos. Y conseguimos batir el récord del mundo anterior -que era de 502 km- volando 514 kilómetros, récord vigente. La ola de buenas condiciones todavía nos permitió realizar otro vuelo de 513 km en la misma temporada.

Equipo de récord 564,3 km
El equipo bate-récords al completo. Arriba, de izquierda a derecha: Samuel Nascimento, Frank Brown, Marcelo Prieto, Rafael Saladini, y Donizete Lemos. Abajo a la derecha, Fernando Zoio Brandalize, en las recogidas. Foto: Ary Carlos Pradi (Sol Paragliders) / Facebook.

En el récord batido en 2015 por Marcelo Prieto, Frank Brown y yo, en ambos vuelos, tuvimos la sensación de que podríamos ampliar esta marca, ya que en algunos momentos nos dimos cuenta claramente que no estábamos volando con las mejores condiciones.

Entonces ahora en 2016 planeamos volar 530 km. Estamos aquí en Araruna, cerca de la rampa de despegue, desde el día 05 de octubre y esperando días buenos para realizar un vuelo de récord otra vez.

Aquí en este despegue no tenemos la misma constancia de vuelo que en Quixadá, en el estado de Ceará, porque algún día tenemos lluvias traídas por la humedad que entra desde el Océano Atlántico imposibilitando el despegue. Como días con viento de hasta 45 km/h tan temprano como las 7:00 de la mañana. Por lo tanto, es una zona de una constancia de vuelo infinitamente menor que Quixadá, pero si llega el día adecuado se puede volar grandes distancias.

564,3 km record. Donizete Lemos
Vista del Sertao el día del récord. Foto: Donizete Lemos.

El jueves 13 de octubre fuimos temprano para el despegue, el día no prometía mucho porque el día anterior caía una lluvia muy intensa en la región, pero despegamos temprano todos juntos. Salimos en una condición muy débil por la mañana, pero ya con signos de mejora en el día.

Récord del mundo de parapente 564,3 km. Donizete Lemos
Un comienzo en condiciones flojas daría paso a un día excepcional para batir el récord del mundo, ¡564,3 km!

Cerca del km 30 perdimos a dos importantes pilotos que acabaron quedándose bajos y aterrizando, Frank Brown y Marcelo Prieto, quienes nos transmitieron toda la experiencia y conocimientos para volar en el Sertao. Pero incluso desde el suelo Marcelo Prieto (Ceceu) nos animó advirtiéndonos de que no perdiéramos la oportunidad, porque este era el día para superar el anterior récord. Seguimos volando, Rafael Saladini y yo con parapentes Ozone Enzo2, y Samuel Nascimento con una Gin Boomerang 10.

Comenzamos a controlar nuestras metas para alcanzar el objetivo, ya en el km 100 estábamos dos kilómetros por encima de la meta parcial. Esto nos animó porque estábamos haciendo un buen trabajo en equipo, continuamos agilizando las subidas y la línea, y en el segundo objetivo parcial estábamos con una ventaja de 22 km que nos dejó muy confiados de conseguir batir el récord. Seguimos con la misma eficiencia y en el km 300, tercer parcial, manteníamos la ventaja de 22 km. Seguimos aprovechando la condición que con buenas nubes definía nuestra ruta.


Planeo final al récord del mundo de 564,3 km. Video de Samuel Nascimento.

En el km 400, cuarta meta parcial, estábamos con 40 km de ventaja en relación con el anterior récord. Esto era significativo porque estábamos volando sobre Quixada con unas bonitas nubes y una vista alucinante de los monolitos. Desde allí hasta el final del vuelo era disfrutar del final de la jornada y aprovechar el presente. Con techos altos, conseguimos buenas transiciones y mantuvimos la ventaja. Ya en la marca de 512 km pillamos una térmica de 2,5 m/s que nos aseguró batir el récord. De ahí en adelante fue mucha alegría y sensación del deber cumplido.

Fue un gran vuelo que muestra la fuerza del equipo: 564,3 km volados en 11:48 h. Gracias especialmente a los maestros Ceceu y Frank, grandes amigos, y a Rafael y Samuel, compañeros en este viaje”. D.L.

*Mira el track del vuelo en http://www.xcontest.org/world/en/flights/detail:Donizete/13.10.2016/09:05